Seleccionar página

Cuidados de la piel entre los 20 y los 40

 

Aunque a los 20 años no solemos preocuparnos por los cuidados de la piel, sí que es verdad que los cuidados que tengamos a esta edad van a favorecer o vamos a perjudicar nuestra piel en un futuro. Los cuidados que tengamos en esa etapa van a depender en gran medida el futuro de nuestra piel.

¿Qué es lo primero que hay que hacer?

 

Lo primero que tenemos que hacer en esta etapa, es la limpieza de la piel. Tenemos que limpiar la piel en esta etapa todos los días. Para una mayor rapidez y comodidad lo conveniente es aplicar un productor con textura gel que son menos agresivos para la piel que una pastilla de jabón.

Todos los días nos limpiaremos la cara por la mañana y por la noche. Si os habéis maquillado a lo largo del día, con más motivo hay que llevar a cabo esa limpieza antes de ir a dormir. Por supuesto, hay que desmaquillarse todas las noches.

Sabemos que es muy difícil ser constantes porque a quién no lo ha pasado a esa edad llegar por la noche cansada del día, y lo que haces es irte directamente a la cama nada más llegar a casa, conviene hacer un pequeño esfuerzo y, al menos, quitar el maquillaje.Cuidados de la piel entre los 20 y los 30

No recomendamos usar toallitas desmaquillantes de forma habitual, es un enemigo claro de la piel porque si hay cualquier grano lo que hacemos es pasarlo a otras partes de la epidermis sin darnos cuenta.

Cuando limpiamos la cara utilizaremos un tónico en spray que sea refrescante. Si tenemos algún tratamiento específico para tratar alguna afección de la piel, utilizaremos el específico para lo que vayamos a tratar.

Para pieles que no tengan ninguna patología, utilizaremos cualquier tónico que venga bien, siempre y cuando que no contenga alcohol.

Utilizaremos una crema, si tenemos la piel más grasa se usará con una textura más ligera y si la tenemos más seca, será con una textura más rica. No tienen que ser cremas que contenga ningún tratamiento específico, como por ejemplo para combatir la flacidez, las arrugas….

Entre los 25 y los 30 años…

 

Eso sí, si estamos entre los 25 y los 30 años, sería conveniente que utilizáramos una crema hidratante que contenga ácido hialurónico porque a partir de los 25 años, la piel empieza a perder este ácido.

También empezaremos a utilizar en esta franja de edad un contorno de ojos que sea hidratante porque la zona del contorno de ojos es la zona con la piel más fina y la que se arruga antes.

Lo que se recomienda es que cada 15 días exfoliemos la piel y a continuación pongamos una mascarilla y en cada cambio de estación, acudamos a nuestro centro de estética de confianza y unos hagamos una higiene facial, para así mantener nuestra piel bonita y saludable.

Es muy importante no olvidarnos de ponernos el factor solar de protección a diario junto con la crema hidratante.

Podemos deciros que las arrugas se pueden prevenir a los 20 años de edad, no hay que sobrepasar la barrera de los 30, todo empieza mucho antes. Con lo que hay que empezar es con sentar una buena base para el cuidado de la piel y ser muy constantes.

Cuidados de la piel entre los 30-40 años

 

En las edades correspondientes entre los 30 y los 40, tu piel notará tres grandes cambios.

1º. Vas a empezar a notar que vas a perder especialmente volumen en la parte inferior de tu cara y vas a notar que las arrugas no solo se notan cuando sonríes o cuando hablas, vas a empezar a notarlas más profundas.

2º. Si fuiste de las que te gustaba la playa pero no el protector solar, ahora es cuando vas a empezar a notar esas manchas en la piel.

3º. Tu piel va a lucir más opaca o más apagada. Esto se debe a que las células de tu piel, las cuales en los 20 se caían y se regeneraban con más rapidez, ahora después de los 30 se ralentiza ese proceso.

Para mantener la piel en buen estado, no se debe dormir con la piel maquillada, retira bien el maquillaje con el producto que más se adecue a tu piel, pero hay que tener claro que jamás se duerme maquillada.

¿Qué haremos para mantener bien la piel?

 

1º. Lava tu piel con productos de acuerdo al tipo de piel que tengas. Si tienes piel grasa tienes que limpiar con un gel purificador. Si lo que tienes es piel seca, utiliza una leche limpiadora que a la vez que te limpia, te potencia la hidratación.

2º. Tonifica tu piel por la pérdida de elasticidad. Tonifica, suaviza y estimula tu piel.

3º. Hidrata tu piel adecuadamente. Para pieles grasas utilizaremos una crema con una textura más ligera y para pieles secas pondremos una crema de una textura más rica. La crema hidratante tiene que ser para hidratar y facilitar la retención de agua en el interior de la epidermis sin taponar el poro ni aportar exceso de grasa.

4º. Pondremos algún sérum antiarrugas que sea rico en ácido hialurónico (para hidratar) con retinol para combatir la flacidez o con vitamina C (aporta luminosidad) para aclarar esas manchas que han sido provocadas por un exceso de exposición al sol. Es importante y necesario usar un sérum porque es lo ideal para prevenir el envejecimiento.

5º. Por la noche, hidrata tu piel con una crema rica en nutrientes. Su principal función es nutrir tu piel mientras duermes. No olvides utilizar mascarillas específicas para potenciar un determinado efecto y un buen exfoliante una o dos veces a la semana.

A partir de los 30 se recomienda usar una dosis extra a la semana de hidratación y elasticidad con mascarillas que contengan ácido hailurónico o vitamina C.

Hay que lavar la cara dos veces al día, una por la mañana y otra por la noche. Utiliza siempre protector solar como mínimo de un SPF30 en los meses de invierno y un SPF50 en los meses de verano.

De esta manera estaremos previniendo a nuestra piel de posibles manchas solares y lo más importante, prevenir del cáncer de piel.