Seleccionar página

Trucos para una buena manicura casera

Desde estética en casa os traemos un artículo en el que os contamos algunas curiosidades sobre los esmaltes de uñas y algunos secretos para hacer una buena manicura en casa. Además de hablaros sobre su historia, que tiene y mucha.

Si nos detenemos en la propia palabra “manicura”, podemos observar que consta de la combinación de dos palabras latinas “manus” y “cura”, (cuidado de nuestras manos).

La manicura es un arte y como tal, tiene una historia muy peculiar que pasamos a contaros. Podemos decir que ha sufrido una evolución a través de la historia. Según las tendencias en la época, color, longitud y forma en las uñas, han ido experimentando cambios. Hoy en día se ha convertido en un básico para las mujeres.

 

Historia de la manicura

 

Cabe remontarse a hace 3.000 años, donde el pueblo egipcio (que aportó números consejos de belleza) y el chino ya tapaban sus uñas en tonos llamativos, tendían a ser brillantes, para desmarcarse del resto de personas pertenecientes a la clase trabajadora que las llevaban sus uñas de manera natural. Aquí cabe destacar a Cleopatra, que ya aplicaba en aquellos entonces henna en sus uñas para darles de esta manera color.

En el siglo XVII llevar las uñas largas en el lejano Oriente significaba que pertenecías a una clase social con poder y riqueza. Se cubrían las uñas con colores como el oro, plata y rojo brillante. Además de teñirse las uñas de estos colores, usaban una especie de fundas de oro para protegerlas y que así le duraran más tiempo, también está férula les hacía destacar su longitud.

En el siglo XIX se pone de moda llevar las uñas puntiagudas, con una forma redondeada y con una punta muy fina. Las uñas eran bañadas en aceites con aromas y el esmalte era con tonos claros y naturales. La primera persona en utilizar un palito de naranjo para las uñas de las personas fue el Doctor Sits en el año 1830. Su nieto cogió este testigo y creó un sistema de cuidado para las uñas que tuvo un éxito espectacular comercializándose en EEUU, provocando una revolución en el mercado.

En el siglo XX podemos decir que aparecieron los esmaltes de uñas. Siendo los colores más vivos y brillantes para las clases más populares, y los colores más suaves, claros y perlados para las clases más afamadas. La persona que nos introdujo el modelo de uña corta y de colorido más fuerte entre la clase social acomodada es Coco Chanel.

Ya por los años 30 y 40 se descubrieron las uñas postizas, los fortalecedores de uñas y el quitaesmalte. Por estos años empezaron a aparecer los primeros expertos en la materia, dando las primeras charlas sobre las nuevas técnicas. En años posteriores arrasó el color rojo y se empezaron a pintar las uñas con la media luna.

En los años 60 y coincidiendo con el movimiento hippy, se popularizaron colores como el azul y el verde, sinónimos de alegría. En cambio, en los años 70, cambia esta tendencia y empieza a llevarse una manicura diferente, lo más popular era llevar manicura francesa con un largo dependiendo del gusto de la persona. Poco después, con la inmersión en el mercado laboral de la mujer, la moda de las uñas se va adaptando a las necesidades de la mujer y el largo de la uña va disminuyendo.

En los 80 aparecieron los colores neones y el comercio de los esmaltes continuó aumentando a una gran velocidad.

En el mundo de las uñas se ha visto de todo, formas, tipos, colores, esmaltado… teniendo un gran éxito las uñas de gel y las de porcelana en estos últimos años.

 

Actualidad de la manicura casera

 

Actualmente nos encontramos con colores de todos los tipos, perlados, mates, con brillos e incluso hasta magnéticos, y los que cambian con el sol o con el contacto de agua fría o caliente.

Os contamos a continuación cómo hacer una manicura en casa y qué utensilios necesitaremos.

Vamos a utilizar las siguientes herramientas:

  • Bol con agua (si lo ves necesario)
  • Toalla
  • Tijeras de manicura
  • Palito de naranjo
  • Quita cutículas
  • Aceite de cutículas
  • Crema hidratante, a ser posible con un poquito de protección
  • Tissues (pañuelos)
  • Quitaesmalte con acetona o sin acetona
  • Esmaltes

Pasos a seguir para hacer la manicura casera:

  • En primer lugar preparemos todos los utensilios que vallamos a utilizar y el esmalte que nos vayamos a poner, dejándolo todo preparado en el sitio de trabajo seleccionado, a ser posible en un sitio que tengamos suficiente luz.
  • Nosotros no somos muy partidarios de meter las uñas en un bol de agua para ablandarlas, pero si vierais que es necesaria porque la uña está muy dura, lo podéis hacer.¿Porque nosotros no somos muy partidarios? Porque nos puede ablandar en exceso llegando a la cutícula, cosa que en el momento de cortar la uña podríamos tirar de ella en exceso, llegando a hacer alguna herida. Si queremos meterlas en agua, sería el primer paso para comenzar la manicura.
  • Después nos pondremos a cortar las uñas, todas al mismo tamaño y a continuación le daremos la forma deseada con la lima. La forma de limarlas debe de ser en baibén, de una esquina a otra, nunca limaremos como si tuviéramos una sierra en las manos, ya que de esta forma las uñas se nos podrían abrir en capas.
  • Una vez que tenemos las dos manos con las uñas cortadas y limadas procedemos a retirar bien las cutículas y a cortar lo que sobre pero sin cortar demasiado, porque nos podrían aparecer padrastros. Así vamos terminando nuestra manicura casera.
  • Cuando tengamos las uñas listas y limpias de las cutículas pondremos unas gotitas de aceite en cada cutícula para que estén bien hidratadas. A continuación nos pondremos un poquito de crema (si tiene protección mejor) para hidratarlas y protegerlas. Son las grandes olvidadas y siempre están en exposición.
  • Por último utilizaremos un tissue, ya que no deja pelusas en las uñas, para quitar los residuos de la crema y procederemos a maquillarlas. Daremos una primera capa con poco producto y dejaremos secar unos minutos antes de aplicar la segunda capa.

Después de estas ideas para hacer una manicura casera ya estarían nuestras manos listas para que puedan ser lucidas en nuestro día a día o en cualquier evento que tengamos.

Manicura casera

Recibe nuestros artículos